Pasan los años


He aquí una muestra más de que los años pasan para todos; hablo de acumulación sin orden, una especie de mal que con el tiempo se acentúa. También es una muestra de cierto despilfarro (aunque ninguno supera en precio el límite de la decencia), aderezada con un poquito de desgana por asear el espacio asignado a los zapatos y...
...y que tenía esta foto por subir.
A veces subo las fotos sin comentario alguno y otras me apetece escribir algo, pero, aún siendo de letras, no tengo esa facilidad que se nos presupone a los que leemos un poco e hicimos en su momento el examen sobre el Quijote en el insti.

Entradas populares de este blog