Series TV 2010/2011

Comenta Casciari en  Espoiler TV que esta semana que viene se estrenan o vuelven a la pantalla USA tropecientas series de TV, lo que me hace pensar que más allá de la buena salud que presenta el género televisivo, tanta serie en pantalla me hace pensar que por muy "Edad Dorada de las series TV" que estemos, en realidad lo que estamos es en algo parecido al principio del fin.
Creo que con tanta serie la calidad se resiente (aunque ya no seamos capaces de darnos cuenta, porque es imposible mantener la guardia alta con tanto que ver), la originalidad también, la saturación cansa y la imposibilidad física de verlas todas -aunque solo sea eligiendo las buenas- frustra.
Series buenas como Luther no dejan de ser un "deja vu" constante, o como Big Bang Theory que no deja de ser la versión USA de IT Crowd. Series como House o CSI, que ya van por la temporada XX+1, no dejan de ser como esas campanas que oías cada noche durante los 20 años que vivíste en casa de tus padres, es decir; un lugar común al que volver porque te da seguridad, sabes que está ahí, aunque la verdad, no pasa nada si te actualizas y cambias de rutina. Tantas temporadas de una misma serie es la prueba palpable de la rutina, la de los productores que tienen la maquinaria engrasada y la de los espectadores que tienen la hora (40 minutos) feliz asegurada, ya dá igual que nos estén ofreciendo siempre lo mismo (un mismo de buena calidad, pero falto ya de riesgo).

Cada día hay más cadenas de TV que alimentar, poco importa que el televidente no pueda dar abasto con todo. Está claro que se trata de ser selectivo y elegir lo mejor, para ello páginas como esta bienen muy bien porque alguien debe hacer de prescriptor y en alguien tenemos que confiar para apoyarnos en nuestras selecciones. El problema llega cuando, según los críticos, 500 series son buenas. Volvemos a lo mismo, no sabemos qué elegir y acabamos creyendo que Spartacus (es un ejemplo, ya sé que no es buena) es de lo mejor y acabamos viendo bodrios pensando que aunque no nos guste, algo debe tener la serie en cuestión.

Por cierto; soy fan de Gregory House, por mí esa serie que llegue a la XX+1. También recuerdo con agrado el sonido nocturno de las campanas de mi pueblo. Y ya para acabar; el símil está cogido por los pelos, lo sé.

Entradas populares de este blog