20 abril 2012

Sobre la caza real

Estoy pensando al leer sobre la polémica caza real que si tan pocos monarcas quedan en el mundo, y no me refiero a especies animales (que también) ¿por qué no zanjamos el tema poniendo a la venta la familia real? Seguro que habiendo tan pocos reyes en activo en este planeta, el valor de la sangre azul debe andar por las nubes.
Aplicando esta medida extrema, peronecesaria, cazamos dos elefantes de un tiro; por un lado nos libramos de la monarquía y por otro acabamos con la crisis con lo que nos den por ellos.

Joan Pedersen, estantería Fly


Joan Pedersen diseñó en la Kolding Shool of Design (escuela que por aquí nos suena a poco o nada) y en colaboración con Republic of Fritz Hansen esta interesante estantería a la que tituló Fly.
Auténtico diseño nórdico, aunque solo sea porque la he descubierto ojeando una revista sobre diseño danés.
Conceptualmente me parece interesante por ello no me he resistido a subir una imagen al blog.
Otra cosa distinta es si me gusta o no, pero entiendo, o aprecio, la simplicidad de elementos compositivos, el empleo determinado de materiales habituales en el diseño nórdico y la pureza de líneas -el resultado es obvio, no hay artificialidad-.

18 abril 2012

El campo y la ciudad



La ciudad



Esto es una prueba fotográfica que se consigue mediante la técnica del Colage, la paciencia del santo Job y una dosis elevada de autocrítica.
A priori la idea era buena (o por lo menos eso creía yo), pero ahora que ya la tengo desarrollada no lo tengo tan claro.
Seguiremos trabajando el tema o, dada la dificultad y la falta de tiempo, lo aparcaremos temporalmente.
Y oye, si a alguien le gusta, que lo diga.

15 abril 2012

Cita

Woody Allen:
"No conozco la clave del éxito, pero se que la clave del fracaso es tratar de complacer a todo el mundo".

05 abril 2012

De como una foto acabó con todos a la vez







Más bien acaba con tres, porque ese gigante de la derecha -que soy yo- se los va a comer a todos de un bocado.
Cuando hicieron la foto para el periódico El Mediterráneo ya preví que no iba a quedar bien, se hizo con una cámara compacta a la que un gran angular no parece que sentarle demasiado bien, a pesar de la seguridad con que la fotógrafa reafirmó la idea contraria,  si a ello sumamos que la foto está recortada por la izquierda, desapareciendo un cuarto protagonista, su obra y parte de la que se ve a la izquierda, tenemos como resultado un trabajo digno de, de... dejémoslo aquí.

02 abril 2012

El camino


La masía abandonada





El bosque encantado



Abrumado por las muestras de apoyo recibidas de parte de toda la comunidad cientificomágica, decido hacer públicas estas dos fotografías que demuestran fehacientemente (que da testimonio de la certeza de algo), la existencia irrefutable ahora de los duendecillos mágicos, esos habitantes bonachones, pacíficos, alegres y juguetones del bosque encantado que aún puebla (incendios de verano mediante) las faldas de los montes de Castellón.
Seguiremos informando.

Preparativos taurinos



Inexorable, llega el buen tiempo cogido de la mano de la primavera.
Ya se acercan pues esas fechas festivas en las que el toro se convierte (a su pesar) en quasi protagonista absoluto, compartiendo protagonismo con esas bolas de fuego que manos expertas -seguro que limpias de todo pecado ambas dos-, le colocan en la punta de cada cuerno.

Mucho se habla de esa unión ancestral entre la noche estival, el fuego purificador y el toro, protagonista habitual en las mitologías del Mediterráneo.

Poco más voy a decir, así que lo voy a dejar aquí porque acabo de ganar un concurso en el que justo sale todo eso que digo ahí -todo menos las manos expertas- y no se trata ahora de hablar mal, porque bien no lo voy a hacer, de lo que le hacen a esos animales en aras del divertimento, cerveza en mano, de una multitud entregada sin reservas al festejo.

2012; leí de pequeño a Orwell, Burroughs, Aldis, Silverberg, Anderson, Heinlein, Asimov, Benford, Gibson, Huxley... y tantos otros. Me convencieron de que hoy volaríamos con nuestros coches, seríamos supercivilizados, exploraríamos planetas cercanos... y simplemente lo que somos es lo mismo que éramos un par o tres de generaciones atrás, aunque más pobres, eso sí (por lo de la crisis y nuestros nefastos políticos, TODOS).

Al final, vivir en un planeta cíclico con sus cuatro estaciones bien diferenciadas pero repetitivas a lo largo de los años y por lo tanto de nuestras vidas, impide que cosas que ya hicimos se queden en el pasado. Si en verano toca fiesta de toro, todos los veranos tocan fiestas de toro, lo único que cambia es que las fotos las hacemos ayer con cámara, hoy con móvil y mañana con gafas fotográmicas* de última generación, pero el resto se mantiene inmutable, porque en verdad somos incapaces de evolucionar mucho en poco tiempo.

*Me reservo la patente.

Un punto de vista Headline Animator

Entradas populares